12.6 C
Mar del Plata
junio 14, 2021
Descubriendo a

“Ser Secretario es un reconocimiento”

Por Juan Manuel Lamacchia

Santiago Bonifatti es el actual secretario de Gobierno de MGP y lo define como un “desafío” y reconocimiento a 20 años de trabajo. Explica su rol desde dos lugares, el político y sus competencias específicas. Al primero, le aporta muchos años de experiencia en la gestión pública y un lugar importante en el sostén de la relación del Gobierno con la comunidad. Y en cuanto a las responsabilidades, la Secretaría se encarga del control de la ciudad, “que todo funcione”.

No se considera el funcionario actual que más conoce la ciudad y prefiere que eso lo respondan los marplatenses. Pero su currículum lo posiciona en el podio. Quizás te acuerdes de él por alguno de sus dos períodos como concejal (2007-2009 y 2015-2019), por haber sido secretario de Descentralización (2009-2011) o presidente del EMVIAL (2011-2015). También fue candidato a intendente en la última elección.

Nació en Mar del Plata, categoría ’77 y cuna marista. De su infancia aún conserva a sus amigos, pero a dos de ellos desde cerca. Julián Mascitti (Sub secretario de Gobierno) y Alejandro Estrada (Delegado Batán) supieron compartir días, tardes y noches con Santiago desde niños. Hoy, pensando en el resto del grupo que no está en la función pública, afirma: “Los amigos son ingobernables”.

Esposo de Luciana, papá de Agus y Manu. Así lo describe su cuenta de Instagram, con más de 2000 seguidores. Aunque todo tenga su tinte político, asegura que es la red social que utiliza para entretenerse, ver qué hacen sus amigos, familiares, cosas de deporte y algunas de comedia. Distinto al uso que le da a Twitter, 100% laboral e informativo. Lo lee todas las mañanas para estar al día. Y por último, su Fan Page en Facebook, le permite un lugar amplio de difusión y relacionarse con los vecinos. “Cada vez le presto más atención a las redes sociales”, asegura.

Abogado recibido en la UNMDP, pero desde el 2017 suspendió la matrícula en el ejercicio de la profesión. Continúa siendo parte de un estudio jurídico pero la decisión la tomó por “no tener tiempo”, consecuencia de la actividad política que no le permitía hacerlo de la mejor manera. Algo que refleja un poco su personalidad a la hora de trabajar, porque “para hacerlo más o menos, prefiero no hacerlo” dijo con contundencia.

Cada vez le presto más atención a las redes sociales

Santiago Bonifatti

Es confiado, lo cual cree que puede ser tomado como una debilidad, al igual que su forma de involucrarse en sus actividades. “Me comprometo sentimentalmente en todo lo que hago, en un mundo como en el que estamos puede ser tomado como una debilidad”, admite. Y agrega que a la hora de perdonar “lo hace siempre” porque “no hay que guardarse bronca y rencores por mucho tiempo”.

No le gusta la mirada negativa que tiene la gente sobre la política ni lo desacreditada que está, aunque pertenezca a ese ambiente. Tampoco la rosca como se la comprende, le gusta hacer política para cambiar cosas. ¿Y su límite? Cuando la política no tiene límites.

Repasa su carrera y con orgullo destaca que como presidente de EMVIAL lograron tener una respuesta para con el alumbrado público de la ciudad donde tenían una Mar del Plata “prendida”. También ubica entre sus mejores logros la inauguración de El Gaucho y la Vieja Usina del Puerto como secretario de Descentralización y, actualmente como secretario de Gobierno, no duda en pensar que la licitación del transporte público de pasajeros va a quedar en el tiempo.

Versátil a la hora de dialogar, de generar relaciones y de desplegarse laboralmente. Esa misma característica la demuestra al tener que elegir un político no argentino como referencia: J.F. Kennedy (Estados Unidos), Winston Churchill (Reino Unido), Mao Tse-Tung (China), Charles de Gaulle (Francia) y Felipe González (España). “Todos en su tiempo atravesaron cosas súper complejas y las resolvieron de manera extraordinaria”, recuerda con admiración.

Lee cualquier género porque confía en que “todos los libros aportan algo”, pero de elegir uno, anota su última lectura: “El hombre que amaba a los perros”, novela de Leonardo Padura. Con el cine la tiene más fácil: La saga completa de Star Wars, porque la pudo ver de chico y la revivió de grande.

La playa sin dudas es su hábitat preferido, por eso elige cualquier destino de Brasil como primera opción para vacacionar. Pero “La Feliz” pesa fuerte también ahí. “Tengo más horas de vacaciones en Mar del Plata que en cualquier otro lado”, dice mientras sonríe. Porque la ciudad le genera eso. Confirma poder sentarse a hablar mil horas de su lugar de nacimiento, lo titula como “el gran tema de mi vida”. 

Para cerrar, saca pecho y ratifica que Mar del Plata es una de las pocas ciudades en el mundo que tienen todo, pide que la cuidemos y confiesa: “Para mí, es todo”.

Últimas Notas

Manino Iriart – Director Nacional del Correo Argentino

Manuel

Alfredo Lazzeretti – Rector Universidad Nacional de Mar del Plata

Juan Manuel

María Becerra: de youtuber exitosa a figura de la música urbana

redaccion

Deja tu comentario