8.8 C
Mar del Plata
junio 15, 2021
Lo de Acá

¿Por qué es tan importante el monitoreo de SARS-CoV-2 en aguas residuales?

Hay una correlación entre la detección de virus en las aguas residuales y el aumento de casos de Covid-19. El monitoreo temprano es una forma de detectar circulación viral en la población, pudiendo anticipar un pico de casos en la ciudad. Así, se convierte en una herramienta para la toma de decisiones epidemiológicas.

Un grupo interdisciplinario de científicos marplatenses está llevando adelante el importante trabajo de monitorear las aguas residuales de General Pueyrredón para detectar en ellas la presencia de material genético derivado del virus SARS-CoV-2. 

El equipo, coordinado por la doctora Corina Berón del Instituto de Investigaciones en Biodiversidad y Biotecnología (INBIOTEC) dependiente del CONICET, cuenta con la participación de investigadores del Instituto Nacional de Epidemiología “Dr. Juan H. Jara” (INE)-ANLIS-Malbrán, funcionarios de la Zona Sanitaria VIII y personal de la empresa Obras Sanitarias Sociedad de Estado (OSSE). 

El objetivo no solo es la detección del virus SARS-CoV-2 en muestras de los efluentes cloacales, sino identificar la cepa viral circulante en la población, compararla con las cepas identificadas en el resto del mundo y modelar el comportamiento de la epidemia de manera tal que permita prever acciones en futuros brotes.

“En conjunto lo que hacemos es generar herramientas basadas en datos científicos que puedan ser utilizadas por los entes estatales responsables de la toma de decisiones en un escenario epidemiológico”, definió la doctora Berón, quién recibió la invitación de un grupo de colegas de Inglaterra para sumarse a este tipo de investigación. 

Convocatoria y programa

Berón convocó a sus colegas del INE, liderados por el Dr. Osavaldo Uez, para elaborar el proyecto y elevarlo al programa de articulación y fortalecimiento federal de las capacidades en ciencia y tecnología COVID-19, del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Nación para su aprobación y financiamiento.

“El esfuerzo que se está haciendo para llevar adelante este trabajo es enorme” reconoció la coordinadora, quién actúa como “soporte” de las tareas con las muestras, que recae mayoritariamente en el personal del INE.

Las muestras de agua son tomadas por personal de OSSE, son concentradas en sus laboratorios y posteriormente remitidas a los laboratorios del INE, donde se desarrolla el trabajo de detección de carga viral. “Es un trabajo muy importante, con gran esfuerzo personal por parte de los participantes”, valoró la coordinadora.

El objetivo, junto a la Zona Sanitaria VIII, es replicar la toma de muestras en las demás ciudades de la región, para contar también con esa herramienta. 

El monitoreo de las aguas residuales permite “estimar la cantidad de virus circulante en las poblaciones provenientes tanto de casos sintomáticos como de asintomáticos”. 

Desafíos

Si bien el proyecto está aprobado desde mayo, el equipo está analizando muestras tomadas por OSSE desde marzo y continuarán haciéndolo, por lo menos hasta mayo de 2021. “El proyecto y su financiación tienen una duración de un año, pero creemos que si la situación se extiende, también se va a continuar el monitoreo” sostuvo la científica.

Uno de los primeros desafíos tuvo que ver con la puesta a punto de la técnica para analizar las muestras. “Partimos de publicaciones que indican que el virus es excretado con la materia fecal y que se puede detectar tanto en casos sintomáticos como asintomáticos. Pero el agua residual tiene muchos componentes y había que tener en cuenta muchas cosas, por eso hicimos bastantes ensayos, hasta que se ajustó el sistema”. 

Para ello contaron con la experiencia de los investigadores del INE y del INBIOTEC en monitoreo ambiental, sumada a la experiencia adquirida por el equipo del INE en la detección clínica del SARS-CoV-2, el manejo de efluentes por parte del personal de calidad de aguas de OSSE y a las capacidades técnicas de los grupos participantes.

¿Dónde se toman las muestras?

La red cloacal de Mar del Plata es muy importante. Más del 90 % desemboca en la Estación Depuradora de Aguas Residuales de OSSE. En ese lugar es donde se concentra toda el agua residual de la ciudad y donde se hace la toma de muestras, porque es muy representativa de la ciudad.

¿Qué implica encontrar material genético de SARS-CoV-2 en los efluentes?

Si bien la técnica y los medios con los que contamos no permiten cuantificar, si estamos viendo que hay una correlación entre la detección de virus en las aguas residuales y el aumento de casos. Es una forma de monitoreo temprano para detectar circulación viral en la población. Sabemos que si detectamos el virus en el agua residual, un tiempo después de la detección, tenemos un pico de casos en la ciudad. Es una herramienta que puede servir para ser tenida en cuenta para la toma de decisiones epidemiológicas.

¿En qué condiciones está ese material genético de SARS-CoV-2? ¿Podría transmitirse?

La materia fecal de las personas infectadas transporta virus, pero, hasta el momento, no se ha demostrado científicamente que sean infectivos.

Últimas Notas

El 86% de los comerciantes marplatenses asegura sentirse “poco o nada” afectados por restricciones

redaccion

La población extranjera podrá inscribirse en la campaña de vacunación bonaerense

redaccion

Un poco de pandemia en todo este velorio

Juan Manuel

Deja tu comentario