13.9 C
Mar del Plata
diciembre 5, 2022
Marihuana Cannabis Cannabicultores Noticias de Mar del Plata
Interés General Lo de Acá

Cannabicultores: el cultivo de las convicciones

La legalización del cultivo para uso medicinal en noviembre del 2020, fue el empujón necesario para comenzar a desmitificar la utilización de la marihuana. Mar del Plata posee un gran circuito de cultivadores y la Agrupación Marplatense de Cannabicultores es un claro ejemplo de la lucha contra los prejuicios y la desinformación.

Por Makú Rodriguez

Fue a fines de julio, más precisamente en el II Encuentro Federal de Derecho, que las declaraciones del presidente Alberto Fernández pusieron nuevamente en primera plana al debate sobre la despenalización de la marihuana. El mandatario argentino dijo que el gran problema para los jóvenes es el alcohol y que frente a la marihuana hay “hipocresía social”. Además aseguró que ahora se abre otro debate: la marihuana concretamente con fines recreativos.

La consultora Kantar llevó adelante un relevamiento de datos con 1000 ciudadanos mayores de 18 años y el resultado fue que 6 de cada 10 personas encuestadas están a favor de la legalización. Es claro que existe una reconsideración social sobre la utilización del cannabis. La tenencia de cultivos cannábicos está prohibida por la ley 23.737, sancionada en 1989. Una ley sustentada en mitos y prejuicios arcaicos, en los cuales se evidencia la falta de información y el respaldo científico, planteando que la marihuana destruye las neuronas, que es la puerta de entrada para otras drogas o que indefectiblemente incrementaría el índice de delincuencia.

Las nuevas generaciones no demonizan la utilización de la planta. Claramente los tiempos cambian y las generaciones se renuevan. Eso es un avance, no sólo a nivel social, sino que también establece el debate desde otra óptica. La marihuana existe y no se puede suprimir. Más allá de esto, la lucha continúa y a lo largo y ancho de todo el país, existen agrupaciones encargadas de informar sobre los usos de la marihuana. 

Mar del Plata posee un circuito activo de auto cultivo. La Agrupación Marplatense de Cannabicultores es una de las tantas organizaciones en nuestro país que se encarga de informar y orientar sobre los usos del cannabis. Gabriel es uno de sus representantes y dialogó con Bacap sobre la actualidad de la agrupación, la cultura marplatense respecto a la marihuana y sobre la vigencia de la ley de uso medicinal.

– ¿Cómo y cuándo nace la Agrupación Marplatense de Cannabicultores?

La agrupación nace en 2011, producto de un grupo de personas que se empezaron a organizar para compartir información sobre el autocultivo, cuidarse de la ley y compartir genéticas que se venían conociendo en los foros de internet y algunos encuentros de cultivadores. A raíz de eso se comienza a gestar una organización al igual que en todo el país.

– ¿Cuáles son las actividades que llevan a cabo con la agrupación?

-La agrupación hoy por hoy lleva adelante un acompañamiento a las personas usuarias de cannabis terapéutico. Después estamos realizando talleres para enseñar y para que la gente pueda acceder a la información para auto producir el cannabis para su consumo, sea terapéutico o cannabis para uso adulto. También en lo que es uso terapéutico tratamos de enseñar sobre cómo funciona el sistema endocannabinoid y como se realiza un extracto.

– ¿Cómo impactó la pandemia en sus actividades?-

La pandemia impactó bastante en las actividades. Nosotros veníamos realizando talleres semanales en la sede de la agrupación y a través de lo que fue la pandemia tuvimos que readaptar esas actividades a la virtualidad, con la complicación de recaudar dinero para mantener la sede. Finalmente lo que hicimos fue a través de la colaboración de los socios mantener y comprar los materiales para mejorar la sede pensando en un escenario post pandemia para volver a la actividad en un lugar mucho más cómodo.

– ¿Desde qué perspectiva buscan concientizar respecto al auto cultivo?

La perspectiva de la agrupación es de información de reducción de riesgos y daños, considerando que la persona no debe ser juzgada por aquello que decide usar y que una de las maneras más seguras de acceder al cannabis es a través del autocultivo. Cada persona que cultiva es una persona menos que compra y una persona menos que participa en el mercado informal. Desde esta visión tratamos de promover el método de acceso al cannabis a través del autocultivo.

– ¿El confinamiento despertó más interés en las personas para comenzar a cultivar en sus hogares?

Al estar en la casa la gente pudo dedicar más tiempo a aprender y al cuidado de las plantas. Hubo más autocultivo. Es cierto que año a año crece la cantidad de gente que cultiva porque a lo que se accede es de muchísima mejor calidad a diferencia de la marihuana prensada.

Marihuana Cannabis Cannabicultores Noticias de Mar del Plata

– ¿Hay cultura cannábica en Mar del Plata?

Hay cultura cannábica en Mar del Plata, claro. Funcionamos hace más de 10 años. Hay otras organizaciones. Las grandes urbes han desarrollado un vínculo particular con la planta con el auto cultivo. Se realiza la Copa del Mar. Una competencia de cata de cannabis donde compiten muchos cultivadores. La movida en Mar del Plata es muy grande, al igual que en ciudades como Rosario o Bariloche que tienen mucha cultura.

– ¿Consideras que aún existe cierto tabú respecto al auto cultivo por parte del Estado?

No sé si es que existe un tabú concretamente hacia el auto cultivo, sino que se ha priorizado el acceso medicinal, lo cual está perfecto. Ahora se está discutiendo una ley industrial de producción. Esto generaría empleo y Argentina participaría en un mercado internacional que está creciendo, pero de alguna manera se deja postergado desde el 2009, desde el Fallo Arriola, la puesta de acuerdo a la constitución de la ley de drogas (que es inconstitucional), persiguiendo los actos privados. En ese sentido quizás no es que sea un tabú, sino que hay una necesidad de modificar eso y esta necesidad viene de hace tiempo. Es importante señalarlo porque hay cierta hipocresía dentro de cómo se construyen ciertas estadísticas, persiguiendo a los usuarios y construyendo dichas estadísticas en base a eso, cuando en realidad el problema no está ahí.

– A partir de la reglamentación del cannabis medicinal ¿En qué instancia se encuentra el registro de auto cultivo para uso medicinal?

El registro de auto cultivo para uso medicinal está funcionando. Hay muchas demoras a la hora de inscribirse. Hoy por hoy, la gente que pueda acceder al tratamiento en Argentina y hacer una consulta médica para vincularse con algún médico y realizar el registro está teniendo mucha demora. También está siendo bastante caro conseguir a los médicos y se ha generado como un cuello de botella en esta situación. Pero está funcionando. La gente está circulando con cannabis en el amparo de ese registro. Las fuerzas policiales están necesitando algún tipo de capacitación porque en algunas localidades se presentaron algunos inconvenientes. Es parte de seguir informando y replicando la información de que esto ya está en funcionamiento. Y aceitar el acceso a través de médicos en el sistema de salud pública y a través de ellos poder realizar el trámite para inscribirse. La gente que se viene a asesorar al a agrupación nosotros en la parte de cultivo las podemos acompañar, pero se ha generado ese cuello de botella en la inscripción para conseguir médicos que estén inscriptos y que hagan los permisos correspondientes y vinculen a los pacientes.

Hace algunas semanas, la página del REPROCANN no está funcionando. Si bien la ley está vigente, hay algunas complicaciones para registrarse en la web. Esto se debe a que están actualizando el sistema debido a la cantidad de consultas. Por consiguiente están mudando el registro a otra dependencia del sistema de salud. Más allá de esto, las personas que poseen el registro pueden utilizarlo.

– ¿Crees que hay mucho prejuicio, no sólo en la sociedad a gran escala, sino también dentro del personal de salud?

Existen prejuicios todavía respecto a las personas usuarias, sobre todo hacia las mujeres. Igualmente todo esto es parte de lo que hay que seguir trabajando. Hace poco realizamos la campaña “Acompañe no castigue”, donde se trata de correr un poco ese eje del prejuicio y romper con eso. Hay que mirar a la persona usuaria como alguien a quien hay que acompañar y no prejuzgar. No incluirla en el sistema penal, sino tratar de hacerlo desde una perspectiva de salud y acceso a la información para que la persona pueda hacer una elección libre.

Últimas Notas

Orco Videos, un artesano detrás de la cámara (parte 2)

Martin

5 de cada 10 marplatenses desconocen cuándo sacar la basura reciclable

Manuel

Un vistazo al mundo discreto de la masonería femenina

Julia

Deja tu comentario