13.9 C
Mar del Plata
octubre 3, 2022
Lo de Acá

Mar del Plata se vistió de orgullo y marchó por los derechos adquiridos y los que faltan

Recorriendo la iniciativa artística que decora los postes de alumbrado con banderas LGTBIQ+ realizadas en mosaico, cientos de personas se volcaron este fin de semana a las calles para participar de la 15° edición del tradicional evento en la ciudad, entre color, alegría y reivindicaciones.

Por Azul Paci

Luego de la pausa que provocó la pandemia, la Marcha del Orgullo LGBTIQ+ volvió este fin de semana a las calles de todo el país, donde se vivió con alegría por los derechos adquiridos, con música, color, ferias, espectáculos y actividades, pero también con el foco puesto en los reclamos.

Así, además de los pedidos históricos se exigió una nueva ley de respuesta integral a las infecciones por VIH, hepatitis virales y ETS, la separación entre Iglesia y Estado, la no discriminación, estigmatización y criminalización, que no se reglamenten las denominadas “Zonas Rojas” en la ciudad, la actualización de la ESI con perspectiva de género, una reforma laboral transfeminista  y se repudió la violencia policial e institucional.

En el 2021 se calculan más de 60 travesticidios sociales en el país y en Mar del Plata cuatro, y la ausencia de cifras oficiales dificulta la solución del problema. Los registros son realizados por organizaciones que estiman que la mayoría de las muertes registradas son travesticidios sociales, que son producto de la falta de acceso a derechos básicos como salud, trabajo y educación.

Los motivos

Otro de los reclamos fundamentales del evento, que a pesar de ser en conmemoración de la revuelta de Stonewall ocurrida el 28 de junio de 1969, en nuestro país se realiza en noviembre por el clima frío, fue la aparición con vida de Tehuel de la Torre, el joven trans que salió de su casa el 11 de marzo de este año en búsqueda de trabajo y nunca regresó.

No hay orgullo sin Tehuel”, podía leerse entre el glitter. Un enunciado que recuerda la resistencia del movimiento travesti-trans, que encontró su lugar en la marcha y aprendió a celebrar “que podemos existir, abogando por un arte comprometido que invite a ser y a seguir luchando”. En este sentido, Gaita nihil, poeta y militante trans, afirmó: “Salir en noviembre a recordar los disturbios de Stonewall de 1969 sigue siendo el punto de partida y también el punto de llegada para todo aquello que nos falta, como nos falta Tehuel y Santiago Cancinos (chico trans salteño desaparecido hace 4 años cuyos restos aparecieron también este año)”.

Desde Mar del Plata, María Laura Cardozo, activista lesbiana de 100% Diversidad y Derechos, adhirió al pedido y destacó la manera en que la movilización hoy en día contiene a todas las siglas LGBTQNB+. “El objetivo de la misma tiene que ver con una reivindicación de todos los derechos, los adquiridos y aquellos que nos faltan”, explicó a Bacap.

Señales de orgullo

Este año, la multitud que se convocó y las seis carrozas que participaron de la Marcha del Orgullo, lo hicieron recorriendo intervenciones en la vía pública con banderas LGBTIQ+ intercaladas con las del orgullo intersexual, bisexual, no binarie, lésbico y trans, realizadas en mosaico e inauguradas este fin de semana en el marco de la celebración.

La iniciativa la presentó Agustina Ponce, referente de la Asociación Mundo Igualitario (AMI), y comenzó a realizarse en junio de este año. Luego, la comisión organizadora de la Marcha del Orgullo y la comisión Basta de Travesticidios y Transfemicidios Mar del Plata-Batán junto a artistas mosaiquistas de la ciudad comenzaron semanas atrás a instalar las banderas en postes de alumbrado público.

En el proyecto se convocaron alrededor de cincuenta artistas con el acompañamiento de Victoria Carboni y Rosana Cassataro, quienes realizaron las banderas en mosaico en sus talleres, junto a sus familias. Tras la colocación, la intervención concluyó este sábado a las 15 y puede verse en avenida Luro, Mitre, Buenos Aires hasta calle Rivadavia pasando por avenida Independencia. Se trata de un total de 26 cuadras que fueron señalizadas, con un máximo de dos por cuadra.

Además, en la previa al evento, se realizaron otras actividades como la Varieté Queer, las dos funciones de teatro a sala llena, el primer Torneo de Fútbol Disidente que se realizó en el Polideportivo social “Che Guevara” del barrio Jorge Newbery con la participación de diez equipos y la Brishantina que se realizó en la “Equis”.

“La marcha se venía preparando desde el 28 de junio con más de 25 organizaciones, propias de la iversidad, sindicatos, partidos políticos y autoconvocados, y fue multitudinaria, logrando además la colocación de más de 50 señales de orgullo. Celebramos que estén nuestras identidades en los postes y que podamos sentirnos incluides dentro del tejido urbano de la ciudad de Mar del Plata”, resaltó María Laura Cardozo, de la Comisión Organizadora de la Marcha del Orgullo LGBTIQ+.

Últimas Notas

Crece la venta de armas en Mar del Plata

redaccion

Borges profesor, sus clases magistrales en la Universidad de Mar del Plata

redaccion

Banco de Alimentos: se realizará una correcaminata solidaria

redaccion

Deja tu comentario