10.5 C
Mar del Plata, AR
mayo 29, 2024
Comer y Beber

La historia del malbec en Mar del Plata

Se plantó en 2009 en el viñedo ubicado en la estancia Santa Isabel. la primera añada se utilizó en un blend de silos 2013. tres años más tarde decidieron levantarlo.

Por Hugo Palavecino

Mar del Plata supo tener su propio Malbec. Fue de los primeros varietales plantados en el viñedo en la estancia Santa Isabel en el marco de un proyecto impulsado por el empresario colombiano Jorge Estrada Mora, dueño de las tierras, y la bodega Trapiche Chapadmalal, que tuvo como cabezas visibles al enólogo Daniel Pi y el ingeniero agrónomo Marcelo Belmonte.

El Malbec fue una de las 5 variedades tintas, junto al Cabernet Sauvignon, Cabernet Franc, Merlot y Pinot Noir, que se plantaron allá por 2009 cuando dio inicio el proyecto de la primera bodega de vinos en Mar del Plata.

Se plantaron apenas 0,3 hectáreas de Malbec de un total de 10 en el viñedo de Santa Isabel, que, además de las tintas, se completaba con las variedades blancas Sauvignon Blanc, Chardonnay, Gewürztraminer y Riesling.

La idea de Daniel Pi y Marcelo Belmonte era conocer el ciclo y adaptabilidad del Malbec en el particular clima oceánico de la costa marplatense.

«La zona donde está ubicado el viñedo tiene un suelo muy rico, apto para cultivos intensivos, y sin la necesidad de un sistema de irrigación. De hecho, tenemos mucha más agua de la que necesita la planta. Tanto que después de una lluvia, la planta puede estar 10 o 15 días sin que la rieguen. Crece muy rápido. Eso es extraño en Argentina», recordaba en ese entonces Pi.

La primera vendimia del Malbec -y el resto de los varietales- fue en 2013. Aquel Malbec presentaba notas de ciruela y era bastante expresivo. De hecho, no tenía nada que envidiar a muchas etiquetas de aquella época.

Fotos: @thecookandthewine

El primer Malbec formó parte de la línea Silos, de la por entonces Bodega Familia Estrada Wines, aunque no como un varietal sino como parte de un blend que incluyó Cabernet Sauvignon, Cabernet Franc y Merlot. Sí, cuatro tintos puramente marplatenses en el Silos Blend 2013.

El final del primer malbec marplatense

Si hay algo que tenían claro Daniel Pi, Marcelo Belmonte y Jorge Estrada Mora es que querían elaborar vinos de calidad en Mar del Plata y, en ese sentido, fueron muy exigentes en cada decisión que tomaron tanto el sacar o sumar un nuevo varietal en el viñedo.

Ya con el enólogo Ezequiel Ortego a cargo del trabajo diario en la ya denominada Bodega Trapiche Chapadmalal se tomó la decisión de levantar el Malbec -al igual que el Cabernet Sauvignon y el Cabernet Franc- dejando solo dos variedades tintas: Pinot Noir y algo de Merlot.

Tres fueron las razones al momento de dejar al Malbec fuera del portfolio de vinos Costa y Pampa.

Una es la temperatura de la zona por la cual al Malbec costaba mucho alcanzar el punto de madurez, «tanto azucarina como polifenólica».

Otra fue la baja producción merced a los fuertes vientos de Chapadmalal que favorecen al ‘millerandage: una mala fecundación o cuajado que padece el racimo de la vid en la floración, que produce racimos muy heterogéneos, con tamaños de bayas dispares y/o bayas no fecundadas.

«Y el tercer factor fue que queríamos diferenciar la zona productiva del resto de las de Argentina. El factor diferencial de nuestra zona es que es ideal para la producción de vinos blancos y espumantes, y queremos centrarnos en eso», apuntó Ortego.

Así, el primer Malbec elaborado en Mar del Plata pasó a ser parte de la historia del vino en Argentina.

Fuente: https://thecookandthewine.wordpress.com/2024/04/17/la-historia-del-malbec-en-mar-del-plata/

Últimas Notas

Duelo de birras, un juego de cartas para los amantes de la cerveza

Hugo

Mare, lo nuevo de Fran Rosat en Buenos Aires

Hugo

SAO, la emblemática empresa marplatense, desembarca en Barcelona

redaccion

Deja tu comentario